lunes, 15 de enero de 2018

Microrrelato " El banco "

Un banco solitario en la nieve
Hoy ha nevado en Eibar. Hemos subido a Arrate, está a una altitud de 531 metros, allí la nieve ha cuajado más que en la ciudad. En la campa donde paseamos muchos días en el verano, hay más de medio metro de nieve. Algunos niños juegan con sus esquís y con plásticos, se deslizan por las cuestas de bajada. La nieve reposa en las ramas de las hayas, desnudas de hojas. Debajo de ellas, el banco solitario medio cubierto de nieve. Ahora está frío como el témpano, no invita a sentarse en él.

En verano, le da el sol y la sombra de los árboles. Desde allí, el paisaje del entorno se contempla precioso. Recuerdo la primera vez que me senté en el banco. Acababa de subir por el camino de Azitain nada más llegar, el descanso se hacía necesario. No sé por qué este banco es mi favorito, quizás, es porque tiene un lugar privilegiado, al ser el primero que hay al dejar la última subida, o por las vistas.

De frente, el monte Karakate, por un lado, la campa en toda su extensión. Por el otro lado, la subida a la cruz. Detrás, el Santuario de la Virgen de Arrate, que nos guarda y protege a todos los eibarreses. Mi memoria ya no alcanza tantas veces como he visitado el lugar. Cuantos recuerdos tengo al mirar el banco, hoy tan solitario y frío, desde él, hoy el paisaje nevado es majestuoso. Me he sentado a lo largo de mi vida en el viejo banco, más de mil veces.

Cuántas historias podría contar, si pudiera hablar. Cuántas promesas de amor y cuántos besos nos dimos de novios sentados en el banco. Al pasar el tiempo, cuántas veces mis hijos han jugado en él. Todavía los veo tan pequeños jugando, con sus cochecitos, sus juguetes llenos de hojas y flores, mientras yo leía un libro.

Miro otra vez el banco, al estar cubierto de nieve, casi no me doy cuenta que lo han cambiado, es uno nuevo. Y seguirá ahí hasta que lo cambien de nuevo, guardando muchas más historias que no estarán escritas.

354 palabras 

domingo, 14 de enero de 2018

Poesía " Tu último atardecer "



"Aya dando pecho "Pintado al  óleo por Mamen Píriz


TU ÚLTIMO ATARDECER


Un día dejaste de mirar al mundo
para vivir un instante sin más recuerdo.

Tu sonrisa se tornó diáfana
del puro presente la semblanza alejada.

Entre prisas y preocupaciones de gentes
¡Cuánto daña al alma la memoria!

En el tibio atardecer y la gélida mañana
he paseado junto a ti mi ilusión menguada.

¿Maritxu, me conoces? ¿Quién soy, madre mía?
Mis lágrimas imposibles tu evocación no horadan.

Hasta donde mis pesares consuelo reclaman
¡Qué injusto es el silencio del que todo el resto habla!

Un atardecer de invierno tu mirada quedó velada
tus ojos, única expresión de vida, se han cerrado
para apresar el infinito.

Pero, contemplo tu sonrisa, madre, la veo,
todas las noches la veo,
 
cuando en la negrura del firmamento
titila mi estrella preferida.


Esta poesía la hice a  mi madre después de fallecer en el día 5 de febrero del 2002, para poner en el recordatorio. 

registrado es Safecreative  registro 0910264758497

jueves, 11 de enero de 2018

Poesía: Olivenza, mi esencia recitada a viva voz

Compañeros  os quiero mostrar este vídeo  que  contiene una poesía  escrita por mi. 
"Olivenza, mi esencia" recitada por Nani Antunez


Olivenza, mi esencia
Código 0910234740545

Salí de mi casa a tu encuentro 
Té vi a lo lejos, la torre me guió 
Se erguía esbelta sobre el manto blanco de tus casas 
Paseé, miré, contemplé, palpé y acaricié 
Te recorrí toda y entre tus calles me perdí. 
El asfalto que pise, me guio y me empapé de ti.
Una ráfaga de aire, movió las palmeras de tu paseo, 
el suave polvo me trasladó nostálgica a mi infancia. 
Vi un anciano sentado en un banco con su gorra y su chambra, 
era mi abuelo, con el cigarro entre sus labios. 
Me vi sentada sobre sus débiles piernas 
Un soplo de aire trajo a mis oídos los cánticos del 
rosario, rezaba D. José Párroco de la Farrapa. 
Mis lágrimas afloraron a mis ojos y lloré emocionada. 
Bajé caminando por la calle de las Flores y entre las 
rejas de una casa, vi a mi madre planchando. 
Doble la esquina a la calle Jurmhena cuna de mi vida. 
Un soplo de brisa transformó el asfalto en tierra, 
me vi jugando en las lanchas de la acera al truqui 
cantando canciones de antaño. 
Vi las cilindras y las rosas de mi patio 
adornando los altares de Maya. 
Oí las ovaciones en la plaza de toros. ¡Olé! ¡Olé! 
Me vi de la mano de mi madre cuando íbamos a la 
plaza de abastos 
Sentí las caricias de esas manos desgastadas por el 
jabón y el agua cuando vi los lavaderos abandonados 

¡OH, Olivenza! tu recuerdo es mi esencia.




¡¡Espero que os  guste !!


lunes, 8 de enero de 2018

Microrrelato: Rebuscó y nada





Tardaría en encontrar la llave que necesitaba.  Creía que la había dejado en una caja en el cajón y allí no estaba. Rebuscó en el cajón, no apareció, removió entre los papeles y tampoco. Miró debajo de la mesa, por si se había caído y allí no veía nada. Al fin se acordó que la llave la había guardado en la misma caja de caudales, pero dentro y no sabía la clave.
65 palabras
                                                                        

                                                       Imágenes recogidas en Internet

viernes, 5 de enero de 2018

Lo que he podido hacer durante estas fiestas.




Compañeros, Feliz Año 2018. Ya es día 5 y esta noche llegan los Reyes Magos cargados de ilusión para muchos, regalos para los niños. Espero que a vosotros y para mí, nos traigan muchas musas para poder seguir en este mundo de letras. Con el día de mañana se acaban las fiestas navideñas. Es el fin de tanta algarabía, gastos y derroches, el que lo puedo hacer. En mi casa han sido unas fiestas tranquilas sin sobresaltos. Me he pasado los días trabajando y con poco tiempo de hacer posts. Si que he leído los relatos a concurso, pero no os he podido visitar. Por lo demás comienzo el recordatorio de lo que puede hacer.

Algunos amigos  del blog y de Facebook 

El lunes 18, escribí un microrrelato de los que acostumbro a enviar a la radio. Lo podéis leer pinchando en el título encima de la foto. 


El miércoles 20, en mi casa estuve preparando las fiestas para celebrarlas en familia y este es el post de lo que fui preparando. Lo podéis ver pinchando en el enunciado de la foto. 



El sábado 23, os felicité las fiestas y es en este post donde lo hice. Lo podéis ver pinchando en la foto.


El martes 26, os puse la receta de un aperitivo que  hice para la Nochebuena, lo vi en la red y quise  hacerlo. Aquí os muestro lo que me salió y la receta.
               
                                                               

El miércoles día 27 os puse y os pedí votos para la foto que entre todos elegisteis en el posts que hice y participé con esta foto clasificada entre los 20 elegidas. No ganó en votos pero sí entre lo que votasteis hicisteis que subiera la puntuación. ¡Gracias! Esta es la foto.



El jueves día 28, los inocentes  me acordé de haceros una  inocentada pero no tuve humor para ello. Pero si subí este cuento  que escribí dedicado a mi madre. Lo envié para participar en el Concurso que nos presenta David Rubio en el Tintero de oro. Y este es el cuento que presenté.



¡¡ Hasta aquí el recordatorio de todas estas  fiestas!!
 ¡¡Que os traigan muchos regalos los Reyes Magos!!



¡¡Espero que os haya gustado!!